Páginas vistas en total

lunes, 30 de septiembre de 2013

¡SÍ AMIGO ALEJANDRO! SE NOS FUE GONZALO... ¡SE NOS FUE!

Alejandro Romano ayer me llamaba desde Buenos Aires para darme la mala –muy mala– noticia de que su Primo GONZALO, que era también mi amigo del alma, se nos había ido; la noticia no me había llegado todavía aquí en España. 

Hoy Alejandro lo ha publicado en su blog «EL TEMPLO DE LAS BORRACHERAS» justo hace un momento; justo cuando yo estaba pensando –con profundo dolor– como hacerlo aquí donde «CANTAMOS COMO QUIEN RESPIRA».

Alejandro ha escrito:

«Hoy nos dejo el Primo Gonzalo, después de una larga enfermedad, mi humilde homenaje y recuerdo a quien fuera un gran tipo, un soñador como yo y como tantos....

Fernando estuvo meses atrás en su programa de radio, desde aquí le agradezco su cariño y cercanía hacia Gonzalo, momento que le dio mucha felicidad».


Y en su "cuelgue", Alejandro ha puesto esta fotografía:

Gonzalo Romero y Fernando G. Lucini

Efectivamente, yo estuve con Gonzalo Romero en junio de este mismo año, fue la última vez que nos vimos –ya estaba muy enfermo–. Y en aquella ocasión, como nos recuerda Alejandro, escribí en mi muro de facebook:

«Acabo de llegar de Radio Vallecas donde me he encontrado con mi buen amigo GONZALO ROMERO. Gonzalo y Amparo Caballero  –su compañera– hace ya 21 años que dirigen y presentan el programa EL CANDELERO –en radio Vallecas, de Madrid–, en el que se ama, se cuida y se reivindica la canción de autor... Hoy me han hecho una entrevista preciosa y me siento inmensamente feliz por el reencuentro con un verdadero "amigo del alma"... ¡GONZALO!».

¡Sí amigo Alejandro! Se nos fue Gonzalo... ¡Se nos fue!... 

Compartí con él muchas cosas, fui su profesor en la Escuela de Magisterio ESCUNI –una de las asignaturas en que fue mi alumno se llamaba precisamene "Música, canción y pedagogía"–, después en los años noventa escribimos varios libros juntos –"Albanta" y "Hacia el jardín de los tres soles"–; compartimos grandes momentos –él me admiraba, yo le admiraba muchísimo a él–. 

Gonzalo, profesor universitario, fue miembro fundador de la Asociación Cultural Candela; ha sido un gran investigador y no ha cesado de escribir libros, reseñas discográficas y musicales, y cientos –¡miles!– de guiones de radio para el programa que compartía con Amparo. Lo último que he leído de él es un texto que aparece en el libreto del disco "America herida", de Germán Coppini, al que tituló "Cantábamos ayer, celebramos hoy...».



El último de los libros publicados por Gonzalo Romero, en  torno a la "pedagogía de la liberación", se tituló: «La escuela (h)echa pedazos. Cronocuentos políticos de un maestro inadapatado" (febrero, 2013). Yo personalmente guardo en lo más profundo de mi alma y de mi cariño el titulado "Palabras liberadas. Microrelatos para una pedagogía de la liberación" (2012)... Recuerdo perfectamente el día que me lo dedicó; es uno de esos libros que yo llamaría mis libros de "cabecera".



Releo estas palabras y no puedo seguir escribiendo; estoy llorando ¡sí!... la muerte de un gran hombre, de una bellísima persona, de un gran amigo... ¡MALDITA MUERTE!...

¡Sí amigo Alejandro! Se nos fue Gonzalo... ¡Se nos fue!... 

sábado, 28 de septiembre de 2013

ANDRÉS SUDÓN, UN POEMARIO Y UN SIGNO DE ADMIRACIÓN... ¡O DOS!

Hoy me siento feliz de dedicarle este "cuelgue" al poemario que acaba de publicar ANDRÉS SUDÓN en la editorial "Cuadernos del Laberinto" y "Café Comercial", dentro de la colección titulada "Hazversidades poéticas" que dirige Jaime Alejandre; colección que –según se dice en la contracubierta del libro– ha sido creada para «honrar el entusiasmo sin fin de poetas que hilan incorruptos su labor desoyendo los vanos reclamos de los hombres y los inanes cantos de seducción del Tiempo».

Éste es el poemario en cuestión:


Éste es su autor, el «poeta incorrupto» llamado ANDRÉS SUDÓN:


Éste es uno de sus poemas "hilados":

                     «a, b, c, d y todo eso,
                     me ayudarán a superar el silencio de esta despalabrada rabia.
                     
                     El humor, la belleza, el ritmo...
                     Todos los albañiles del verbo, ¡a trabajar!
                     
                     Gruño la palabra rabia,
                     y me salen de la garganta, uno tras otro,
                     tres puntos suspensivos.
                     
                     ¿Me quedaré de nuevo en preámbulos?
                     He dormido muchas noches junto a la puerta de la poesía.
                     
                     Hoy he traído sopa y porros,
                                        pero nada dulce. Ni besos.
                     
                     Pero ¿a mí qué me importa lo que yo piense?
                     Lo que pienso ¡ya lo sé!, y mola y tal...
                     Cuando me aposto en la puerta de la poesía,
                     lo que ando buscando son espirales de luz.
                     Si no las consigo se me mueren los ojos».


Y éste es el signo –o dos– de admiración que yo añado:

ANDRÉS SUDÓN es una persona a la admiro profundamente...

Primer signo de admiración: Porque es un creador insaciable y además "muy buen creador".

Segundo signo de admiración: Porque posee la cualidad que más admiro en cualquier ser humano, y muy especialmente en los que se dedican –como él– a la creación artística: la HUMILDAD... La "humildad" –lo creo firmemente– "engrandece" a los seres humanos... Y por eso –además de por otros motivos–, para mí, SUDÓN es "grande".

viernes, 27 de septiembre de 2013

DOCUMENTO: «CENTRO DE DOCUMENTACIÓN Y DIFUSIÓN DE LA "CANCIÓN DE AUTOR"». PLANTEAMIETOS, OBJETIVOS, PROYECTOS Y REALIZACIONES.

Aunque este "cuelgue" se haga demasiado largo, quiero dedicarlo a copiar el "DOCUMENTO" que hoy trabajaremos en el primer encuentro que vamos a celebrar en la Sala Libertad 8, de Madrid, donde presentaremos la inminente creación del CENTRO DE DOCUMENTACIÓN Y DIFUSIÓN DE LA CANCIÓN DE AUTOR. Colgándolo aquí me propongo que todos conozcamos el proyecto que vamos a poner en marcha, para que pueda irse convirtiéndose en un verdadero PROYECTO SOLIDARIO Y COMPARTIDO por todas las personas que amamos la "canción de autor".

CENTRO DE DOCUMENTACIÓN
Y DIFUSIÓN DE LA "CANCIÓN DE AUTOR"

PLANTEAMIENTOS Y OBJETIVOS

El «Centro de Documentación y Difusión de la Canción de Autor» es una institución creada para salvaguardar, reivindicar y potenciar la «canción de autor» como un género musical y poético, surgido a mediados de los años sesenta, ... 

... que fue clave para el desarrollo cultural y democrático español durante los últimos años del “franquismo” y primeros de la “transición”; 

... que se ha mantenido vivo con el paso del tiempo; 

... y que, en la actualidad, ofrece un apasionante futuro en el relevo generacional que se está produciendo, y están protagonizando, los jóvenes «cantautores»y «cantautoras»

Lo objetivos esenciales que se desarrollarán en el «Centro de Documentación de la Canción de Autor» son los siguientes:

Recopilar, ordenar, clasificar, catalogar y difundir todo tipo de materiales o documentos –sonoros, audiovisuales y gráficos– creados y publicados sobre la «canción de autor» desde sus orígenes a la actualidad.

Objetivo a través del que se plantea la defensa, la protección y la conservación de la historia de nuestra «canción popular» y, más concretamente, de nuestra «canción de autor».

En esa perspectiva, en el «Centro de Documentación» se crearán varios espacios, o departamentos, de recogida y archivo de materiales e informaciones, abiertos y puestos al servicio de investigadores, periodistas, profesores, músicos, o cualquier otro tipo de usuario interesado por la «canción de autor».

Apoyar y fomentar el conocimiento, la promoción y el desarrollo de la «canción de autor», y de la obra de los “cantautores” –de todas las generaciones– dentro y fuera del país.

Con ese objetivo se realizarán y pondrán en marcha, entre otras iniciativas, un exhaustivo “catálogo de cantautores”; un “departamento de formación” desde el que se organizarán todo tipo de conferencias, cursos y seminarios sobre la «canción de autor»; y una «sección de apoyo a la promoción y difusión» de la obra de los nuevos y más jóvenes creadores.

Por último el «Centro de Documentación y difusión de la Canción de Autor» promoverá diferentes tipos de actividades de difusión de la «canción de autor»: exposiciones, conciertos, semanas culturales, encuentros, etc. 

Con vistas al futuro, no se descarta, en ese sentido, la publicación de una revista especializada; e incluso, la edición de una colección de libros monográficos dedicados a la “canción de autor” y a sus creadores.

PROYECTOS Y REALIZACIONES:


En la Fonoteca del Centro de Documentación se recogerán.

• Una colección, lo más completa posible, de discos de vinilo y CD editados en todo el territorio nacional, y en el exilio, desde mediados de los años sesenta a la actualidad. Discografía referida al género de la «canción de autor» que será actualizada de forma permanente, y que aparerá clasficada y fichada por autores, intérpretes, años y comunidades.

• Un archivo sonoro informatizado, y una «base de datos» que en la actualidad consta de 5.000 discos, de 1.800 compositores e intépretes españoles y latinoamericanos, y de 70.000 canciones. Base de datos que se completa con otras tres, de caracter básico, sobre la «canción de autor» latinoamericana, francesa e italiana.


Los objetivos de esta fonoteca son fundamentalmente dos:

• Conservar y proteger todo el material discográfico relacionado con la “canción de autor” que se ha grabado en España desde 1960 a la actualidaad.

• Proporcionar a periodistas, investigadores, profesores, y a quien pudiera interesarle, una "base de datos" –sonorizada– sobre la "canción de autor" española y latinoamericana, en la que se recogerán informaciones cruzadas de autores, intérpretes, arreglistas, músicos, grabaciones (discos de vinilo y CD's), canciones, letras, versiones, países, comunidades, lenguas, diseñadores de cubiertas, años de edición, etc.


La Biblioteca y la Hemeroteca del Centro de Documentación tienen como finalidad reunir, conservar, catalogar, clasificar y facilitar al usuario interesado las publicaciones –libros y revistas– producidas y editadas en relación con la “canción de autor” en las diferentes Comunidades Autónomas de España, y en los países Latinoamericanos.

A su vez en el Centro se dispondrá de un archivo digitalizado de “artículos periodísticos” clasificados por autores, acontecimientos musicales importantes, o reflexiones y estudios monográficos sobre la “canción de autor”.


En el Centro de Documentación también se creará un “banco de imágenes”: fotografías, documentales, programas de TV, videos, etc,

Respecto a las fotografías se dispondrá de originales sobre papel y de digitalizaciones en alta resolución.


Atendiendo a la necesidad de «proteger y conservar la memoria contra el olvido» –en este caso, los orígenes y la evolución de la “canción de autor” desde su nacimiento a la actualidad–, en el Centro de Documentación se creará una sección dedicada a la recogida de todo tipo de documentos alusivos a la historia, al desarrollo y a la evolución de la “canción de autor” en general, y, más concretamente, en las diferentes Comunidades Autónomas y en los países Latinoamericanos.


Esta sección o departamento del Centro de Documentación deberá adquirir una especial importancia por su carácter educativo en una doble perspectiva. De forma interna respecto a la formación de los propios creadores, y de forma externa con el fin de dar a conocer la “canción de autor” y de profundizar, por ejemplo, en sus posibilidades educativas en áreas tan específicas como la Lengua y Literatura, las Ciencias Sociales, la Educación Filosófica y Ética, y, más concretamente, la Educación para la Ciudadanía.

En ese sentido se abordarán y se desarrrollarán, al menos tres planes de formación:

Curso y seminarios de formación y perfeccionamieto para los propios creadores: compositores e intérpretes.

Cursos, seminarios y encuentros informativos dirigidos a los profesionales de los medios de comunicación relacionados con el mundo de la cultura, en general, y de la música, en particular: guionistas, periodistas, asesores, etc.

Cursos y seminarios dirigidos al profesorado de Educación Infantil, Primaria y Secundaria; Facultades de Pedagogía, Historia, Filosofía y Filología; Escuelas de Música, etc.. En estos cursos se planteará como meta esencial la aproximación de la “canción de autor” a la escuela, y a los programas y proyectos educativos.


Otra de las acciones prioritarias del Centro de Documentación será la elaboración de un catálogo, lo más completo posible, de todos aquellos creadores –compositores, músicos e intérpretes– que estén trabajando –o hayan  trabajado– en el ámbito de la “canción de autor”.

En concreto este “catálogo de cantautores y cantautoras” será de carácter totalmente abierto y plural, y se organizará con arreglo a la siguiente estructura:
Constará de cuatro secciones:

1 - CANTAUTORES Y CANTAUTORAS DE LA PRIMERA GENERACIÓN:
En este apartado aparecerán los cantauores y cantautoras que iniciaron su actividad creativa entre 1956 y 1978, es decir, durante los últimos años de la dictadura –incluida la canción del "exilio"– y los de la transición democrática, hasta la aprobación de la Constitución. (Por supuesto ocuparán un lugar muy especial los cantautores y cantautoras de esta etapa, o de cualquiera de las otras, que ya no estén con nosotros).

2 - CANTAUTORES Y CANTAUTORAS DE LA SEGUNDA GENERACIÓN:
En este apartado aparecerán los cantautores y cantautoras que iniciaron su actividad creativa y grabaron su primer disco o maqueta entre 1978 y 2000.

3 - CANTAUTORES Y CANTAUTORAS DE LA TERCERA GENERACIÓN:
En este apartado aparecerán los cantautores y cantautoras que iniciaron su actividad creativa a partir del año 2000. Apartado que estará permanentemente en proceso de actualización.

4 - INTÉRPRETES DE LA “CANCIÓN DE AUTOR”:
En este apartado aparecerán los/las cantantes que no son compositores o compositoras –ni de textos, ni de música– pero que han incorporado a su repertorio –de forma total o parcial– temas creados por cualquiera de los cantautores o cantautoras que aparecerán en los tres apartados anteriores.

En el CATÁLOGO los cantautores y cantautoras que aparezcan –en cualquiera de las tres generaciones anteriormente citadas– serán identificados con uno, o varios, de estos "tipos" de creación.

Cantautores o cantautoras que fundamentalmente han centrado su actividad creativa en la musicalización e interpretación de textos de nuestro grandes poetas

Cantautores o cantautoras que fundamentalmente han centrado su actividad creativa en componer e interpretar canciones en las que son autores de la música y de la letra.

(En ocasiones puede ocurrir que un cantautor o cantautora de cualquiera de los dos tipos anteriores pertenezca –aunque sea muy ocasionalmente– a las dos tipologías).

Creadores o creadoras que desde otros géneros musicales –flamenco, folk, rock, jazz, pop, copla, etc.– han reaizado algún tipo de "incursión" –definitiva u ocasional– en el ámbito –o, si se quiere, en el género– de la "canción de autor".


En el Centro de Documentación se creará un departamento de asesoramiento a los jóvenes “cantautores”, especialmente en el inicio de su andadura creativa y profesional que cada vez es díficil, arriesgada y compleja.

Podría brindarse asesoramiento en aspectos legales –o jurídicos–, y en la diversidad de intervenciones relacionadas con la creación, producción, grabación y promoción de sus maquetas o proyectos discográficos.


El Centro de Documentación, entendido como un espacio cultural creado para el encuentro de la “canción de autor” en sus diversas modalidades y manifestaciones geográficas, asumirá también la tarea de organizar y realizar actividades diversas de difusión, proyección y dinamización de su propia identidad y, en concreto, de sus realizaciones y proyectos.

En ese sentido –a corto, medio y largo plazo– podrá liderar, entre otras, las siguientes actividades:

Diseño y realización de exposiciones.

Presentación de libros u otras publicaciones relacionadas con la “canción de autor”.

Organización de ciclos de conciertos o recitales con carácter monográfico y/o extraordinario: homenajes, celebración de centenarios, encuentros solidarios, ciclos poéticos, etc.

Celebración anual de un “encuentro nacional” sobre la “canción de autor” –con proyección internacional– tal y como se organiza, por ejemplo, en Italia, la “Rassegna della canzone d’autore”, conocida como “Festival Tenco”.

Publicación de una revista –que en principio podría ser anual o semestral– en la que se recojan todo tipo de novedades y actualizaciones referidas a la “canción de autor”. (En Italia, dicha revista titulada “Il cantautore” se publica, coincidiendo con la celebración del “Festival Tenco”).

Edición, o coedición, de libros monográficos relacionados con la “canción de autor” y sus creadores.

miércoles, 25 de septiembre de 2013

VIOLETA PARRA IV - ¡VIOLA ADMIRABLE! ¡VIOLA CHILENSIS!... MANANTIAL INAGOTABLE DE VIDA HUMANA.

Continúo, un día más, acercándome, e invitándoos a que os acerquéis, a vida –apasionante– y a la obra –plural y diversificada– de VIOLETA PARRA, una de "mis grandes amadas catoras del alma". Y como punto de partida os recuerdo y os remito a los tres cuelgues anteriores, que escribí sobre ella:

VIOLETA PARRA I - «COMO UNA ESTRELLA QUE JAMÁS SE APAGA»

VIOLETA PARRA II - DE LA TRADICIÓN A LA INNOVACIÓN 
PARA CANTARLE A LA VIDA

VIOLETA PARRA III - «GUITARRA CON HOJAS QUE RELUCEN 
AL BRILLO DE LA LUNA»

En 1960, como consecuencia de una enfermedad, Violeta Parra se vio obligada a permanecer ocho meses en cama, tiempo en que, incapaz de paralizar su desbordante creatividad, inició su afición a pintar ya realizar tapices y arpilleras. A partir de entonces siempre compartió estas actividades artísticas con la composición y la interpretación de sus canciones.

«Tanto tiempo no podía quedarme sin hacer nada –comentaba Violeta. Un día vi lana y un pedazo de tela y me puse a hacer cualquier cosa. Nada surgió. Nada sabía, y era porque, en el fondo, no tenía claro qué quería hacer. Volví a tomar el pedazo de tela y deshice todo y quise copiar una flor, pero, cuando terminé no era una flor, sino una botella. Quise ponerle una tapa a la botella y surgió una cabeza, entonces, le puse ojos, nariz y boca: era una dama, como esas que van todos los días a la iglesia a rezar".
Obra de Violeta Parra.

Y así fue como aquella mujer, guiada básicamente por su sensibilidad –puesto que no poseía una formación específica en el ámbito de la creación plástica–, empezó a desarrollar una obra artesanal extraordinaria, de gran belleza y sencillez, plenamente identificada con la identidad, con la tradición y con los problemas sociales del pueblo chileno.

«Las cosas son simples –solía confesar–. No sé diseñar, yo invento todo, y todo el mundo puede hacerlo. No sé dibujar y no hago dibujo alguno antes de comenzar mis tapices, sino que voy viendo, poco a poco, lo que debe ponerse.Voy llenando espacios en mis tapices... Y con mis pinturas: ellas están todas en mi cabeza, como mis canciones. Cuando siento que hay una persona sensible o que le nace un sentimiento al ver lo que hago, me quedo tranquila. Sólo hago algo en lo que pueda poner la emoción. Cada trabajo es para mi único. En mis telas tengo treinta personajes, y cada expresión de ellos es única, ellos hacen cosas distintas, pero yo tomo un solo color y viajo por todos los cuadros para conservar lo que siento cuando quiero dar una expresión, así sea el mismo personaje. Yo misma a veces tengo el color de mi nombre o el color verde que es de la alegría y que me cuesta más que ninguno, o el rojo si estoy enojada y denuncio... Siempre uso como base los colores araucanos: amarillo, negro, violeta, rojo y rosado de copihue".

Vamos a contemplar algunas de sus obras:

Árbol de la vida. 1963. 135 x 97,5 cm. Yute teñido y bordado con lanigrafía.
 La cantante calva. 1960. 138 x 173 cm. Yute bordado con lanigrafía.
El circo. 1961. 122 x 211 cm. Tela artificial y bordados en lanigrafía.
Prisionero inocente. 1964. 31,7 x 45,5 cm. Óleo sobre madera prensada.
La cueca. 1962. 119,5 x 94,5cm. Lino y bordados en lanigrafía.
Fresia y Caupolicán. 1964-1965. 142 x 196 cm. Yute teñido y bordado con lanigrafía. 
Mujer con guitarra. Oleo.
Esta obra de Violeta Parra es la que ilustra la cubierta
de mi libro "... Y la palabra se hizo música. Vol. 3. El canto emigrado
de América Latina" y la que me identifica en la cabecera
de mi página de facebook.
Contra la guerra. Arpillera.

Seguidamente os sugiero ver y escuchar los dos vídeos siguientes en los que Violeta Parra habla de sus arpilleras y, en general, de su obra plástica.

En el segundo vídeo, es de una gran belleza, y muy significativo de su personalidad, lo que Violeta responde cuando se le pregunta con cuál de sus medios de expresión se quedaría –poesía, música o creación plástica–; ella responde que «se quedaría con la gente porque es la gente la que le motiva a hacer todas las cosas»... ¡Así era Violeta!





El mismo año al que antes hacia referencia –1960– en la fiesta de su cuarenta y tres cumpleaños, Violeta conoció a Gilbert Favre, músico suizo –dieciocho años más joven que ella– que había llegado a Chile para realizar una investigación sobre el folclore sudamericano; inesperado encuentro del que surgió una apasionada relación amorosa entretejida de numerosas separaciones y reencuentros.

Gilbert –a quien Violeta llamaba cariñosamente "Chinito"– fue, en realidad, el gran amor de su vida hasta 1965, cuando él planteó la separación definitiva.

En 1961, superada la enfermedad, Violeta viajó a Buenos Aires, donde dio varios recitales, actuó en diversos programas de televisión, , expuso sus pinturas y tapices, y grabó un nuevo LP, "El folclore de Chile según Violeta Parra".



Al año siguiente Violeta Parra regresó a Europa –junto a Gilbert y s sus hijos Ángel e Isabel- para participar como invitada en el Festival de la Juventud de Helsinki ¡por la paz y por la amistad!.

Aprovechando su estancia en el continente europeo, viajó a la Unión Soviética, a Italia y a Alemania, y decidió permanecer tres años en París; años que fueron esenciales para ella, tanto desde el punto de vista plástico, o artesanal, como desde el de su actividad como compositora.

En abril de 1964, realizó una exposición individual en el Museo de Artes decorativas del Louvre, en la que presentó veintiséis pinturas, veintidós tapices, pequeñas esculturas de alambre y varias máscaras. En aquella ocasión, ella misma confeccionó el cartel que anunciaba la exposición utilizando una arpillera negra, sobre la que bordó un gran ojo y el texto del anuncio.



En el catálogo de aquela exposición, la investigadora Ivonne Brunner presentaba a Violeta y su obra plástica diciendo: «Violeta no es una desconocida en Francia. Utiliza un lenguaje poético y simbólico, dando un significado a cada tema, a cada color, sin por eso descuidar el lado plástico de su obra. Cada una de sus arpilleras es una historia, un recuerdo o una protesta en imágenes».

martes, 24 de septiembre de 2013

MUERDO «TOCANDO TIERRA»... LA ESPERANZA SE CONFIRMA Y "MUERDO" PROSIGUE SU VUELO ESPERANZADO.

«MUERDO» (Paskual Kantero) hoy nos hace un precioso regalo: ha decido estrenar la primera canción de su nuevo disco aquí donde CANTAMOS COMO QUIEN RESPIRA.

Este nuevo disco, producido musicalmente por Amparo Sánchez, se publicará a finales de octubre con el título genérico de «TOCANDO TIERRA», y la canción, de ese disco, que hoy –y ahora– vamos a estrenar se llama "Cada paso".

Antes del colgar la canción, permitidme que os cuente algo sobre este cantautor murciano. (De cualquier forma para quien esté deseando escucharla, y se sienta impaciente, que pinche en el vídeo que está colgado más abajo y que la escuché ¡YA!...; después, si le apetece, que vuelva pa'aquí arriba y lea lo que voy a escribir a continuación).

A mediados del mes de octubre de 2011 –es decir, hace más o menos dos años– el cartero me trajo a casa un sobre que contenía el primer disco de "Muerdo": «Flores entre el acero». Recuerdo que nada más abrir el sobre escuché el disco, y que ya desde la primera canción –"Amor y culpa"–, consiguió "prendarme" –o sea, emocionarme–. A los pocos días, después de escucharlo varias veces, escribí, en este mismo blog un cuelgue al que titulé: “MUERDO”. LA GRANDEZA Y LA DIGNIDAD DE UN INSURRECTO ESPERANZADO, fue el 31 de octubre.


Al día siguiente –1 de noviembre– conocí personalmente a Paskual Kantero "Muerdo"; fue en la Sala Libertad 8 de Madrid, justo el día que cantaba allí, por primera vez, Pedro Pastor. Hablamos un buen rato de la "canción de autor", descubrí que la conocía y que la amaba en profundidad –estaba lleno de canciones y de referencias históricas– y su personalidad me encantó –de "encantamiento"–.

Pasó prácticamente un mes, y el 2 de diciembre, también en Libertad 8, asistí al concierto de "Muerdo" presentando «Flores entre el acero»; un magnífico concierto del que surgieron dos crónicas que también publiqué en este blog y a las que titulé: "MUERDO" EN LIBERTAD... Y EL REVUELO DE LA ESPERANZA

http://fernandolucini.blogspot.com.es/2011/12/muerdo-en-libertad-y-el-revuelo-de-la.html

Dos imágenes de aquel concierto del 2 de diciembre de 2011
en la Sala Libertad 8. Arriba Muerdo acompañado de Samuel Vidal.

Hoy, dos años después de todo aquello, me siento feliz y afortunado de poder estrenar la primera canción de su segundo disco llamada «CADA PASO», y de hacerlo con el siguiente titular, que confirma y viene a reafirmar los anteriores:

MUERDO «TOCANDO TIERRA... 
LA ESPERANZA SE CONFIRMA Y "MUERDO" 
PROSIGUE SU VUELO ESPERANZADO



«Cada paso y todas las caídas, 
cada beso en cada despedida y cada herida, 
cada noche que pasé olvidando todos los recuerdos 
en cada lavabo y cada piel, me trajeron aquí, 
donde yo quise estar, cantando.

Fui buscando aquella luz, casi la toqué,
me cegó al mirarla, me quemó la piel y el alma, 
conocí a la muerte y escondí mi voz, 
pero tuve suerte, descubrí el amor.

Lo gané, lo perdí, lo gocé, lo sufrí, a veces sí, 
a veces ni lo vi, se escapó o no llegué, 
lo rompí, lo pegué, y volver a volver
a volver a cometer cada error, 
aprender del dolor y doler, 
dolerle a quien me amó, dolerle a quien me amó».
("Cada paso". Muerdo)

Esta canción, como ya he dicho anteriormente, es el tema que abre el nuevo disco de "Muerdo": «TOCANDO TIERRA». Disco producido musicalmente por Amparo Sánchez, grabado y mezclado por Gerard Casajús, y en el que ha participado una banda extraordinaria: Jordi Mestres (guitarra y contrabajo), Allan Pérez (percusión), Ocar Ferret (piano y acordeón), Daniel Tejedor (batería), Josep Tutusaus (trombón) y Mane Ferret (coros). Por otra parte "Muerdo" ha contado con la colaboración –uniendo sus voces a la suya– de Pedro Guerra, Dolores Aguirre, Lichis y Amparo Sánchez.

Cubierta del nuevo disco de Muerdo.
El diseño gráfico y la ilustración han sido realizados por
Robertikoramos.

Antes de iniciar el "cuelgue" de hoy tenía pensado añadir unos comentarios referidos a este nuevo disco de Paskual, pero acabo de decidir que no voy a hacerlo de momento; me los reservo para cuando el disco se publique –a finales de octubre–. Lo que sí puedo decir es que es un disco con "sorpresas" en el que se confirma, felizmente, algo que escribí hace dos años:

«"Muerdo" nos ofrece una obra en la que queda demostrado que se pueden hacer canciones de extraordinaria belleza, fuerza y calidad musical –como son las suyas–, con textos contundentes y enraizados a la realidad”tocando tierra”, añado ahora–...; textos de lenguaje claro y directo, profundamente críticos, y, a la vez, apasionados, apasionantes, de alto vuelo poético y descaradamente esperanzadores». 

Muerdo. (Fotografía de Zoe Molina).

"Muerdo" tiene previsto presentar su nuevo disco en Madrid el 2 de noviembre –en la Sala Galileo Galiley; el 10 de noviembre en el Teatro Circo Murcia; y sucesivamente en Alicante, Valencia, Granada, Sevilla, León, Salamanca, Cádiz, Almería y Málaga, por el momento.

¡Felicidades Paskual!
... y este "cuelgue" continuará a finales de octubre.

lunes, 23 de septiembre de 2013

SOL DE NOCHE (RADIO) - NUEVA ACTUALIZACIÓN DEL ÍNDICE Y DE LOS ENLACES DE LOS PROGRAMAS YA COLGADOS EN EL BLOG.


Deseo, en primer lugar, agradecer la muy buena acogida que esta teniendo esta sección del blog; alegría sobre todo porque es un paso adelante más, respecto a mi absoluta convicción de que hay que luchar en defensa de la memoria contra el olvido, y las grabaciones que aquí estamos colgando –no me canso de decirlo, gracias a mi buen amigo RAMÓN MORATALLA– son parte de la "memoria viva" de nuestro "canto popular", y, más concretamente, de nuestra "canción de autor".

Con el fin de informar de los programas radiofónicos que vayamos colgando, y para facilitar su localización dentro del blog, cada cierto tiempo iré realizando actualizaciones del índice de la sección y de los enlaces correspondientes a cada entrada. Actualizaciones como ésta:

ENTREVISTAS

A JAVIER RUIBAL

A ROSA LEÓN

A PABLO GUERRERO, IMANOL, KARLOS GIMÉNEZ, MANUEL GERENA,
CARLOS MONTERO, PACO ORTEGA e ISABEL MONTERO.

A PACO IBÁÑEZ y XAVIER RIBALTA

A MANUEL GERENA

A LUIS EDUARDO AUTE

A QUICO PI DE LA SERRA

A JULIA LEÓN

PRÓXIMAS ENTREVISTAS

• ELISA SERNA, ELISEO PARRA y JULIA LEÓN
• AMAYA URANGA
• MARINA ROSSELL
• PABLO GUERRERO
• GRUPO SUBURBANO
• VICENTE SOTO "SORDERA"
• JOSÉ ANTONIO LABORDETA
• PACO IBÁÑEZ
• CARLOS CANO
• LLUÍS LLACH
• MARTIRIO
• CARLOS MONTERO
• JAUME SISA
• LAS VIRTUDES
y más...

POETAS MUSICALIZADOS

MIGUEL HERNÁNDEZ (Cuatro programas)

LEÓN FELIPE (Dos programas)

• ROSALÍA DE CASTRO (Dos programas)


CUENTOS MUSICALIZADOS

JENNY, de Maurice Sendak

EL HOMBRECITO VESTIDO DE GRIS, de Fernando Alonso.

SAPO Y SEPO, de Arnold Lobel

PRÓXIMO CUENTO MUSICALIZADO

LA CIGARRA Y LA HORMIGA

domingo, 22 de septiembre de 2013

DAVID MOYA Y "LAS HORAS INVISIBLES": UN REFERENTE EVIDENTE DE LO QUE ES LA "CANCIÓN DE AUTOR" DE CALIDAD

David Moya.

Hoy, mi amigo DAVID MOYA me tiene contento; o mejor, me tienen muy contento sus nuevas canciones, las que en muy pocos días aparecerán grabadas en su nuevo disco –ya el sexto– titulado "LAS HORAS INVISIBLES".

David me ha hecho el regalo de poder conocer ya algunas de esas nueva canciones, y os aseguro que me está resultando un verdadero placer disfrutarlas. Concretamente anoche le puse el fin –o el punto y aparte– a mi día, escuchando dos de esas canciones: la titulada "Tras las cortinas", que interpreta acompañado de Paco Cifuentes, y "Te lo vas a perder". Mientras las escuchaba, y luego un buen rato después –hasta que me rindió el sueño– me asaltaron dos pensamientos que en realidad fueron el motor de ese "estar contento" al que antes hacía referencia.

En primer lugar –sobre todo inmerso en el apoteosis musical y lírico de "Te lo vas a perder"– pensé que gracias a canciones como ésta, y a creadores como David, se hace ya definitivamente trizas, e insostenible, el topicazo maligno y desinformado de que la "canción de autor" es un género "palabrero" y "desmusicalizado", o sea, "aburrido, tristón, tendencioso y soporífico"... Pues miren ustedes, resulta que ¡no!, ¡que es todo lo contrario!.

Las canciones que David Moya nos ofrece en "Las horas invisibles", rodeado de un magnífico equipo de compañeros y amigos músicos, y contando con los arreglos musicales y la genialidad de Diego Cantero (Funambulista), son de una riqueza musical y de una altura poética enormes –de muchísima calidad–. Son canciones de una gran belleza atrapadora; canciones que te atacan desde dentro suscitando emociones inesperadas, revolcándote en la más pura sensibilidad, y alimentando la imaginación con metáforas y otros recursos lingüísrticos de una importante y muy abierta calidad literaria. Con disco como éste, y otros que estoy escuchando últimamente –recuerdo, por poner un ejemplo, el último de Chiqui Calderón– la "canción de autor" se dignifica y alza su vuelo por encima de todas las mediocridades o alaridos que suelen "graznar" sus detractores... ¿No es éste un buen motivo para estar contento?

Cubierta del disco "Las horas invisibles" de David Moya.
El diseño de este disco ha sido realizado por Martín Acosta
hacia el que siento una absoluta admiración.

El segundo pensamiento que me suscitaron anoche las canciones de David Moya se relaciona con el contenido que desarrollan, y, en general, con el proceso de creación y con el planteamiento de "Las horas invisibles" como proyecto global de comunicación; aspecto de la nueva obra de David que me pone también muy contento porque aporta una dimensión esencial de la "canción de autor" que para mí es imprescindible reivindicar; me refiero a la "canción de autor" como expresión de "latidos", y como comunicación de esas experiencias que los creadores del flamenco expresan con tanta claridad cuando dicen que son "experiencias jondas". (A ese respecto, y en ese contexto, es elocuente y clarificadora la observación que Federico García Lorca formula aludiendo a la "jondura": «El "cantaor" cuando canta celebra un solemne rito, saca las viejas esencias dormidas y las lanza al viento envueltas en su voz»).

Tomando como referencia la esencia de las palabras de Lorca, y aproximándolas al terreno, no del flamenco, sino de la "canción de autor", percibo que David Moya, en la intencionalidad expresiva de su nuevo disco, ha querido situarse y experimentar –con muy buen acierto– en ese universo misterioso y fértil de los "latidos jondos" –"horas invisibles"–. En ese sentido, son muy clarificadora la reflexion que él mismo se formula en su blog:

«Hay instantes en que sientes que te habitas. Te has desdoblado y ves desde fuera y a la vez desde dentro a ése al que todos llaman por tu nombre. Has entrado en la madriguera y, de repente, aparece un mundo que no se rige por las leyes de la lógica ni la razón. La cosas entonces son o no son. Nada tiene dos caras, como no la tienen las sensaciones, lo instintivo, sino que ambas se integran en algo puro, en verdades absolutas que están dentro de ti. ¿Dónde si no? Afuera nos movemos como autómatas en una civilización enferma de sí misma. La llave para traspasar la frontera siempre está puesta en la puerta. Simplemente, decides girarla o no. 

Papel en blanco, guitarra preparada y la mano en la cerradura. Un gesto rápido...Y estamos dentro. Bienvenido al espacio sin tiempo, a "las horas invisibles" del único lugar de dimensiones infinitas: tu Ser. [...] 


Davíd Moya. (Fotografía de Inés Poveda).

Sólo lo que está más adentro es lo que somos. Sólo cuando hemos llegado hasta el fondo de nuestros túneles nos sumergimos en la belleza. Sólo cuando comprendemos que la belleza habita en nosotros miramos a los demás con los ojos de la vida y nos vemos dentro de cada ser que nos rodea. De cada persona, tan única y tan igual a uno mismo. Sólo transcurriendo por la oscuridad de la búsqueda llegamos a la luz y descubrimos que no nos ciega, porque esa luz no nos traspasa sino que nace de nosotros, del tremendo e inmenso amor por uno mismo. El único y verdadero amor del que nacen todos los demás».

En fin, me he puesto a escribir y me he alejado sensiblemente de mi primera intención que era realizar un simple "cuelgue" técnico y descriptivo del nuevo disco de David; lo dejaré para otra ocasión.

No obstante, a lo que no voy a renunciar en este momento es, por una parte, a compartir con todos vosotros y vosotras un vídeo en el que podemos escuchar una de sus nuevas canciones y, por otra, a ofreceros dos informaciones que considero importantes.

Este es el vídeo en el que podemos escuchar la nueva canción de David Moya titulada "Patas arriba":


«Cada vez que te vas
yo me quedo recogiendo
tus horquillas por el suelo,
puede incluso que algo más.
Aunque a decir verdad
lo que queda es lo de menos,
lo peor es el silencio
de una nueva cuenta atrás.

Vuelvo a dormirme con la radio,
pido cita al calendario
y aborrezco los domingos
y otras fiestas de guardar,
cada vez que te vas...

Están patas arriba la cama y la cocina
preguntando que ha sido de tu voz,
la colcha se amotina, me dice que no abriga,
que no da calor... ¿Qué ha sido de tu olor?
¿Dónde está?

Volverás a llamar,
puede que antes tenga tiempo
de ordenar el desconcierto
y cada cosa en su lugar
y como es natural
notarás que estoy fingiendo.
Sabes bien que cuando miento
contengo el aire al respirar.

Vuelvo a dormirme con la radio,
pido cita al calendario
y aborrezco los domingos
y otras fiestas de guardar,
cada vez que te vas...

Están patas arriba la cama y la cocina
preguntando que ha sido de tu voz,
la colcha se amotina, me dice que no abriga,
que no da calor... ¿Qué ha sido de tu olor?
¿Dónde está?».

Y estas son las dos informaciones a las que antes hacia referencia:

PRIMERA. David Moya ya tendrá su nuevo disco "Las horas invisible" la semana que viene y va a presentarlo oficialmente en Madrid el próximo día 4 en la Sala Libertad 8.



SEGUNDA INFORMACIÓN. En este momento para que puedan realizarse proyectos como el de David es necesario respaldarlos e impulsarlos con gestos sencillos, pero esenciales, de colaboración. En concreto esos gestos podemos canalizarlo y hacerlos realidad respondiendo a esta solicitud que David nos formula ya en el punto final de su proyecto:

sábado, 21 de septiembre de 2013

«ALEJANDRO Y LA GORRA DEL TIEMPO» UN INCONTENIBLE ESTALLIDO DE SENSIBILIDAD DE UN SER HUMANO EXTRAORDINARIO: "VICTOR ALFARO"

Victor Alfaro. (Fotografía de Juan Miguel Morales)

Ha llegado el día, hoy sábado 21 de septiembre a las 12:30 VÍCTOR ALFARO presenta su libro Titulado "ALEJANDRO Y LA GORRA DEL TIEMPO". La presentación va a realizarse en la Librería Antonio Machado que está en los bajos de Círculo de Bellas Artes, de Madrid –calle Marqués de Casa Riera, 2.

Con Víctor vamos a estar Manuel Cuesta, un servidor, y un montonazo de amigos y amigas; Víctor se lo merece porque es una persona genial y, en esta circunstancia, porque ha escrito un libro precioso; un maravilloso e imprescindible alegato narrativo en defensa de la PAZ y contra la VIOLENCIA.

Hace aproximadamente un mes, Víctor me mandó el texto de su libro para que le hiciera una primera lectura y fue impresionante; lo empecé a leer y no paré hasta llegar al final, y en todo ese proceso lector hubo, en mi, momentos entrañables, por los recuerdos; hubo sonrisas; el despertar de mucha ternura; y más de un momento en el que ni pude, ni quise, contener las "lagrimillas"... Víctor Alfaro le ha puesto letra, imaginación y buena literatura a la indignación que nos produce la "guerra", el "armamento" y la "violencia", y a la vez, a los deseos –incontenibles– que muchos sentimos por la PAZ, por la RECONCILIACIÓN, por la ARMONIA.

A partir de ahí sentí la necesidad de escribirle una carta a Víctor y a Alejandro –protagonista de su libro–; carta que se ha convertido en un "epílogo", lo que, de verdad, me honra, y no sé como agradecérselo a mi amigo Alfaro.

Os copio aquí esa carta y os ruego que en cuanto tentáis la oportunidad leáis el libro, es una auténtica terapia para la esperanza, la recuperacion de la belleza y el despertar de la alegría, todo ello pasando por la indignación y el rechazo hacia la guerra... ¡MALDITAS GUERRAS!


CARTA-EPÍLOGO  A VÍCTOR Y A ALEJANDRO

«Mis queridos Víctor y Alejandro:

¡Gracias!… Esta es la primera palabra que me sale del alma después de leer vuestro libro… Gracias Víctor por haberlo escrito, y gracias Alejandro por permitirme conocerte, sentirte y, a través de ti, reafirmarme en dos de mis convicciones más profundas: la convicción de que todas las guerras son malditas, inútiles y absurdas –¡malditas guerras!–; y mi radical convicción de que solamente hay un estado verdadera y radicalmente humano, el que se genera y surge del diálogo, de la paz y de la ternura.

¡Gracias!… Gracias también por la EMOCIÓN que me habéis suscitado con vuestras palabras. Leyendo vuestro libro he sentido una gran "emoción". En algún momento hasta se me han saltado las lágrimas –en particular en esa escena final en la que tú, Alejandro, besas, abrazas y acaricias a tus abuelos dormidos–. ¿Sabéis?… A estas alturas de mi vida solamente valoro y me interesa lo que consigue "emocionarme"; y es que la posibilidad que tenemos los seres humanos de "emocionarnos" –¡que nunca la perdamos!– es lo más bello, lo más profundo, lo más auténtico y lo más esperanzador que puede acontecernos… Y vosotros –amigos Víctor y Alejandro– me habéis "emocionado"…; ¡y mucho!

¡Gracias!… Gracias igualmente por la reivindicación y la defensa que se formula en vuestro libro en favor de la TERNURA; un valor sin género que para mí es, en realidad, "como un conjuro, o un muro de contención contra la violencia destructiva"… Creo firmemente que si las personas fuesen más "tiernas" no tendríamos que vivir bajo la amenaza de la violencia, y en nuestro mundo no habría tanta hambre, tanta injusticia, ni tantas "malditas guerras"… (Está claro: hasta el mismísimo "Disparos Requejo" se sintió transformado por la "ternura")... Y vosotros –mis queridos Víctor y Alejandro–, vuestros pensamiento, vuestros sentimientos y vuestras palabras– rezuman "ternura" ¡a cántaros!



¡Gracias!… Gracias, por último, por la ESPERANZA que me habéis transmitido y contagiado en –y con cada una– de las páginas de este libro-relato tan emocionante, tan tierno y tan comprometido por la paz y contra la violencia… Vosotros –Víctor y Alejandro– habéis apuntado, bien y claro, con la única arma capaz de poner "fin y paz" a cualquier conflicto: la PALABRA y el DIÁLOGO… (¡Y no digamos nada si es a ritmo de "rap"!)… Vosotros afirmáis: "La palabra es mucho más eficaz que la fuerza"… ¡Qué gran verdad!… Vosotros decís: "Sueño con que, más pronto que tarde, los cabecillas de ambos bandos –en cualquier guerra– dialoguen, hablen, busquen puntos en común"… ¡Qué hermoso sueño que, por supuesto, comparto!… Vosotros, Víctor y Alejandro, a través de algo tan sencillo como un "cuento", me habéis fortalecido la "esperanza" y me habéis renovado la confianza en que, como dice nuestro común amigo Pablo Guerrero, "los sueños son posibles".

¡Gracias amigos!… Sabéis que os admiro y os quiero… Y me siento inmensamente feliz de haber tenido la posibilidad, y la suerte, de compartir con vosotros esta aventura vital y literaria».

FERNANDO GONZÁLEZ LUCINI