Páginas vistas en total

lunes, 28 de febrero de 2011

CANCIONES CON HISTORIA: "El papalote" de Silvio Rodríguez

"El papalote" es una canción creada por Silvio Rodríguez en 1972 y grabada, por él mismo, en los siguientes discos: "Grupo de Experimentación Sonara del ICAI. Vol.2" (1975), "Antología de Silvio Rodríguez" (1979) y "Érase que se era" (2006). Este tema también ha sido interpretado por el cantante mexicano Carlos Díaz "Caito"en su disco "Dentro" (1984).


Este es el texto de la canción:

«Será por tu vivienda
hecha de ruinas y de misterios;
porque rompías la roca
para ganarte un par de medios*;
o por tus tirapiedras,
los más famosos de La Loma*,
con la mejor horqueta*
de la guayaba y duras gomas.

Será por todo esto
que mi memoria se empina a ratos
como tus papalotes*,
los invencibles, los más baratos;
y te levanta en peso,
Narciso el Mocho, para ponerte
junto a los elegidos,
los que no caben en la muerte.

El papelote
cae, cae, cae, cae, cae.
Se va a bolina* la imaginación.
Buena cuchilla la picó.

Una vez en tus manos
un "coronel"* salió brillando.
Qué pájaro perfecto:
cuántos colores, qué lindo canto.
Ninguno de nosotros
iba a volarlo, ya se sabía:
era un encargo caro
del que mandaba, del que tenía.

Llevabas en el puño
aquel dinero de la tristeza;
dinero de aguardiente
de "El Sol de Cuba"*, de la cerveza;
y te seguimos todos
a celebrarlo, sucios y locos:
para ti "Carta Oro"*
y caramelos para nosotros.

La gente te chiflaba
cuando en la tarde subías borracho;
tú contestabas piedras
y maldiciones a tus muchachos.
Eras el personaje
de los trajines de tu pueblo;
eras para la gracia;
eras un viejo, eras negro.

Una noche el respeto
bajó y te puso bella corona
–respeto de mortales
que, muerto, al fin te hizo persona–.
Pobre del que pensó
–pobre de toda aquella gente–
que el día más importante
de tu existencia fu el de tu muerte».

VOCABULARIO:
* Medio: Moneda de cinco centavos.
* La Loma: Barrio de San Antonio de los Baños.
* Horqueta: Horquilla del tirachinas.
* Papalote: Comet de papel, volantín.
* Irse de bolina: Irse muy lejos, perderse.
* Coronel: Papalote grande.
* El Sol de Cuba: Bodegón del barrio La Loma.
* Carta Oro: Marca de ron cubano.

Esta canción narra una experiencia, o aventura, vivida por Silvio durante su infancia-adolescencia que le resultó especialmente significativa, fue su relación con un personaje, habitante de San Antonio de los Baños, llamado Narciso "El Mocho".

«El papalote –comenta Silvio en el encarte del disco "Érase que se era"narra la historia de un personaje verdadero que jugó un papel esencial especial entre mis 10 y 11 años, cuando mis padres se separaron y mi madre, mi hermana y yo regresamos al pueblo. Como no teníamos casi ni dinero fuimos acogidos durante varios meses por mi tía Lidia [...]. Justo enfrente, cruzando La Calle Ancha en un destartalado "bajarreque" –cabaña o casucha muy pobre– de latones, vivía Narciso "El Mocho" [...]. El primer papalote que volé fue creación de las expertas manos de aquel escuálido  veterano, de ojos opacos y andar fatigado. Tiempo después, Narciso fue la primera persona que vi convertido en cadáver».

En otra ocasión, en el contexto de una entrevista concedida por Silvio para el diario argentino "Página 12", completa la anterior información diciendo: «Narciso "El Mocho" hacía guantes de jugar pelota, tirapiedras, papalotes y los vendía por centavos. Cuando reunía un dinerito se iba a un bar llamado "El Sol de Cuba" y se sonaba algunos aguardientes. Los chicos le seguían silbándole y cantándole una tonadilla que decía: "¿Dónde estás que no te veo?". Él se volvía furioso y apedreaba fantasmas. La gente se burlaba de su indigencia, pero el día que murió todo el pueblo subió a despedirlo».

Es evidente que el conocimiento y la relación que Silvio mantuvo con Narciso "El Mocho" supuso para él una impactante experiencia que, sin duda, influyó en su posterior posicionamiento respecto al indiscutible "valor" y al "respeto" que todo ser humano merece por encima de sus circunstancias personales, o de lo insignificante que pueda parecer su existencia.

Con el paso de los años nada pudo quebrantar el recuerdo y el afecto que Silvio sentía hacia "El Mocho"... ¡nada!... ni tan siquiera la muerte; es más, Silvio decidió situarlo «junto a los elegidos, lo que no caben en la muerte». Y es que, en la poÉtica de Silvio Rodríguez, por encima de cualquier tipo de circunstancia, en todas las personas, sin excepción, siempre resalta y sobrevuela el valor de su dignidad y el derecho a ser consideradas y tratadas con respeto. (Recordemos: «A Narciso "El Mocho" una noche el respeto bajó y le puso una corona, y muerto, al fin le hizo persona».)

Con Silvio en La Habana.
Planteamiento ético sobre el que Silvio asienta su concepto y su vivencia de la "hermandad" y de la "solidaridad".

«Si tengo un hermano, 
hermano de suerte,
hermano de vida, 
de historia y de muerte,
no mido sus años,
su poca fortuna,
no mido su facha,
ni mido su altura.
Si tengo un hermano,
hermano de sueños,
hermano de bala,
hermano de empeño,
le entrego mis libros,
le entrego mis manos
sin un humillante
recibo de pagos».

("Si tengo un hermano",
canción compuesta en 1972)


5 comentarios:

  1. Tierna historia sobre esta vivencia de Silvio.Debajo de cualquier apariencia siempre hay una persona con un corazón, que siente.Un abrazo Fernando de María.

    ResponderEliminar
  2. Aquí otra vez ejerciendo de "mosca cojonera"...

    "irse a bolina" no es irse lejos, sino caer dando vueltas sobre el propio eje, esto es, en las "peleas de papalotes" donde se añadían cuchillas a las "colas" de los papalotes, cuando una cortaba (picaba) a otro el vencido se "iba a bolina".

    Personalmente es para mí una de las canciones más queridas de Silvio, ya que es la primera que aprendí con la guitarra allá por el año... coño! que viejos que somos!!

    ResponderEliminar
  3. Querido maestro, me ha encantado esta entrada y la historia de esta canción. ¿Cómo no voy a admirar a este hombre con la humanidad que destaca en sus canciones? me encanta también que resaltes los valores de aceptación, de valor, y la más importante para mi...el respeto.
    Lucini, ni te imaginas cómo envidio esa foto tuya con Silvio...Claro que tu tenías un libro para mostrarle, aparte de tu experiencia y sabiduría...Si yo lo encontrara sólo tendría unos ojos como platos y unos oídos dispuestos a escuchar...
    un abrazo, maestro ¡gracias por hacerme disfrutar y conocer un poco más a Silvio!!
    Besos volando en papalotes de colores...

    ResponderEliminar
  4. Hermosa cancion que demuestra la sensibilidad y humanidad de este maravilloso poeta y cantor...

    ResponderEliminar
  5. Carlos Diaz Caito no es de nacionalidad mexicana, es Argentino.

    ResponderEliminar