Páginas vistas en total

miércoles, 20 de marzo de 2013

CRISTINA ALONSO, SIMPLEMENTE

Cada día mimo más este blog y le dedico más tiempo –todo el que puedo–; lo hago por varios motivos, pero hay uno que últimamente está por encima de todos. Os cuento:

Ya sabéis que una de mis obsesiones –en este caso relacionada con la "canción de autor"– es "proteger la memoria contra el olvido»; motivo por el que llevo ya más de año y medio, luchando por la creación de un CENTRO DE DOCUMENTACIÓN donde pudiera "atesorarse" todo lo que guardo y conservo sobre la historia de la "canción de autor" en  nuestro país y en Latinoamérica. Centro en el que, además, pudiera ampliarse y enriquecerse dicha documentación con nuevas aportaciones.


El resultado de esa lucha hasta este momento ha sido nulo; estoy llamando a muchas puertas, que teóricamente deberían estar interesadas en el tema –desde el Ministerio de Cultura actual y anterior, a la actual Fundación Autor de la SGAE, pasando por el Instituto Cervantes, Comunidades, Ayuntamientos y Asociaciones–, y a nadie le interesa realmente, porque, en realidad –con el socorrido pretexto de la crisis–, nadie está dispuesto a apoyar e invertir en este proyecto, o sea, porque nadie lo valora lo suficiente.

Ante esta situación, por supuesto ¡no me rindo! –sigo creyendo con Pablo Guerrero que a pesar de todo "los sueños son posibles"– pero cada vez me da más miedo que un día "tenga que largarme" –porque me toque–, y que quede en el olvido, y se pierda, todo lo que he venido investigando, amando, coleccionando y guardando sobre nuestra "canción de autor" durante más de cuarenta años.

Es por eso por lo que, entre otros motivos, le dedico tanto tiempo a este blog, para que, al menos, aquí vaya quedando impresa y digitalizada parte de esa memoria; la que yo pueda "almacenar"...; de esa forma siempre quedará aquí y podrá ser consultada y recuperada.
• • • • • • • • •

He contado todo lo anterior, para decir que en esta especie de CENTRO DE DOCUMENTACIÓN CASERO Y ARTESANAL, al que llamo "CANTEMOS COMO QUIEN RESPIRA", hoy no puede faltar CRISTINA ALONSO; mujer, fuerte y valiente, que falleció el pasado día 11 de marzo; que ha sido, y es, parte de la historia de nuestra "canción popular", y a la que lo que más le gustaba y le hacía más feliz era cantar y ofrecernos sus canciones.

En el siguiente vídeo podemos escucharla interpretando "Los blues de la Moncloa", canción compuesta por Rafael Alba. Como podréis comprobar es un vídeo doméstico grabado en la Sala Libertad 8, de Madrid, el 8 de marzo de 2011; el sonido no tiene buena calidad, pero es –indiscutiblemente– un documento sonoro y visual que merece la pena conservar.


«Algún gato callejero
me enseñó que los garajes
son lugares estupendos
para gozar del amor.
Con prudencia y en silencio,
no es fácil que te descubran,
aunque, a veces sin remedio, 
se te cuele algún mirón.
Si hay dinero, las pensiones 
son también interesantes, 
sobre todo si las ‘lumis’
curran a tu alrededor.
Siempre quedan los portales,
cuando no hay otro remedio,
las estaciones de metro y 
el calor de un callejón.
Le seguí por todos lados,
nunca he sido tan feliz
como cuando descubrimos
los tejados de Madrid.
Fueron años de locura
en los bajos de Aurrerá
y los blues de La Moncloa
no paraban de sonar.
A la vuelta de un verano
se desvaneció su rastro
y el invierno fue más duro
de lo que esperaba yo.
Pregunté por todas partes
y nadie tenía noticias
ni la más mínima pista
de su nueva dirección.
Me supuse que otro gata
habría metido la pata
y pensé: “Que lo disfrute,
como lo disfruté yo”.
Me quedé con su sonrisa
para siempre en el recuerdo.
A los gatos callejeros
No se les guarda rencor.
Porque no hay que tener nada
para tener lo que quieres.
La pasión no tiene dueño
ni se alquila el corazón.
Y aunque ya no he vuelto a verle
al pasar por Aurrerá
sé que el blues de La Moncloa
no ha dejado de sonar».

Y ahora, seguidamente, podemos contemplar y recordar a Cristina Alonso, primero en la cubierta de su disco "Tarde de nubes" –compartiendo con Milagros Hidalgo el dúo "LAS DOS EN PUNTO"–, y, seguidamente, en una preciosa fotogragía presidida, como la anterior, por una sonrisa inolvidable.

Cristina Alonso a la izquierda y a su lado Milagros Hidalgo.
Cristina Alonso a la derecha y a su lado Milagros Hidalgo.

Finalmente, paso a escribir su nombre en eso que se llaman "etiquetas"... Escribo: CRISTINA ALONSO...; nombre que aparecerá en el listado de "cuelgues" de este rinconcillo en el que "CANTAMOS COMO QUIEN RESPIRA"... Sin duda, tuvo que aparecer antes, cuando salió su disco y me lo envió, pero –los siento con toda mi alma– ha sido una tarea pendiente que el tiempo me ha robado.

¡Cristina!, te mando un abrazo fuerte y un beso hacia donde quiera que estés.