Páginas vistas en total

sábado, 12 de marzo de 2011

"ESTRELLAS SIN NOCHE". Un disco libro inesperadamente mágico.

El jueves pasado, día 10, hacía referencia a dos discos que encontré y me sorprendieron en la sede de Espacio Canario, de Madrid; uno de ellos el de Olga Cerpa, al que ya hice referencia; el otro un precioso disco-libro titulado "Estrellas sin noche".



"Estrellas sin noche", del que es autor Ernesto Rodríguez Abad –profesor de la universidad de La Laguna (Tenerife) y amante de la literatura– es uno de esos libros –en este caso disco-libro– que aunque aparenta estar dirigido a los niños, va mucho más allá, convirtiéndose en una de esas obras de las que cualquier lector puede disfrutar intensamente; un libro cuajado de imaginación y de sensibilidad que nos sumerge en mundos alados que no conocen fronteras y en sueños fantásticos que, sobrevolando por el tiempo y el espacio, irradian ternura, solidaridad, generosidad, libertad y, sobre todo, futuro y esperanza.

«Bajo las estrellas los sueños despiertan [...].
En los atardeceres los sueños crean mundos nuevos.
Al amanecer la vida se renueva.
Solo tenemos que soñar bajo la luna.
Enjabonarnos de luz, bañarnos de rocío».



En "Estrellas sin noche" desfilan mágicas leyendas; historias de amor apasionado; luminosas metáforas de la vida; quimeras rotas anted de nacer aderezadas con semillas de esperanza; payasos con alas; islas misteriosas –como San Borondón; lápices que dibujan el aire y transforman las palabras en brisa; un colibrí enamorado y besucón; guantes de color de otoño; el último boabab de vida y de sueños; y la magia y el misterio del continente africano, de la Selva del Amazonas, del Dios Tupá o de la flor mexicana del jacarandá...


Al valor literario y ético que tiene este libro-disco en si mismo, y a sus magníficas ilustraciones –de Víctor Jaubert–, se unen un conjunto de canciones y de musicalizaciones, muy hermosas, que se van fundiendo con la palabra a lo largo de toda la trama narrativa. Canciones interpretadas por Cali Fernández, Fabiola Socas, Olga Cerpa, Arístides Moreno, Lissette Hernández o José Manuel Ramos; con el acompañamiento de un numeroso equipo de compositores y músicos integrado por Mon Cabrera, Francis Hernández, José Antonio Alfonso, Argimiro Sánchez, Benito Cabrera, Ruimán Martín, Jose Pedro Pérez, Juan Carlos Pérez Brito, Alberto Méndez, Irene Arozena, Ciro Hernández, Alexander R. Borrell, César Martín, Juani Cantero o María Jesús del Cristo de Vera Gil. 


De entre las canciones que integran este disco-libro quiero resaltar, por una parte, la que compone e interpreta Fabiola Socas ("Payasos con alas") –compositora y cantante canaria que posee una voz prodigiosa y a la que le dedicaré próximamente un "cuelgue" específico–; y las dos canciones interpretadas por Cali Fernández:


"El colibrí y la flor", con el acompañamiento de José Manuel Ramos –músico extraordinario que ha estado presente en múltiples grabaciones de Los Sabandeño, Mestisay, La Parranda de Cantores (de la que es fundador, arreglista y director) y que cuenta con dos discos en solitario, el último titulado "Viceversa" (2007)–; y por otra parte, y sobre todo, la canción "Nana para los niños de los cayucos", de la que lo mejor que se puede decir es que se escuche...; yo personalmente la he escuchado varias veces y siempre Cali ha logrado emocionarme...

Aprovecho la ocasión  para recomendar dos de los discos grabados por Cali Fernández: "Piélago" (1999) y "Luminarias" (2004), os asegura que escucharla cantar es hacerle un buen regalo a nuestra sensibilidad y a nuestros sentimientos.



NOTA. El disco-libro "Estrellas sin nombre", así como cualquier otro libro o disco relacionado con la cultura canaria, pueden adquirirse en Madrid en "Espacio Canarias", calle Alcalá 91; un espacio cultural en que se realizan diariamente exposiciones, conciertos, presentaciones de discos y libros, conferencias, etc.

No hay comentarios:

Publicar un comentario